«Precisamente a las 3.24 p.m. se escuchó un intenso grito de ira por todas partes»

World March of Women - Marche mondiale des femmes - Marcha Mundial de las Mujeres

En Suiza, como en el resto del mundo, el Covid-19 ha colocado a las mujeres al frente de la lucha contra la pandemia. Nadie lo puede negar: sin ellas, sin su trabajo siete días a la semana, 24 horas al día, la supervivencia era inimaginable. Pero este trabajo puede ser esencial para nuestras vidas y el funcionamiento de la sociedad en su conjunto, pero el capitalismo patriarcal no lo reconoce. Peor aún, todo anuncia que las mujeres -sobre todo las migrantes, refugiadas, solicitantes de asilo e indocumentadas- pagarán un alto precio en la crisis posterior a la crisis de los 19 años de gobierno. La discriminación, la violencia, la explotación y la opresión sexistas y racistas que en junio de 2019 llevaron a cientos de miles de mujeres a participar en la huelga feminista en Suiza, se ven ahora agravadas.

Debido a las restricciones impuestas por la pandemia, las movilizaciones de este año no han podido alcanzar un nivel comparable al del año pasado. Sin embargo, en todas las ciudades suizas, las mujeres -de todas las generaciones, orientación sexual y origen- respondieron, como el año pasado, al llamamiento de los colectivos a una huelga feminista. Precisamente a las 3.24 p.m. se escuchó un intenso grito de ira por todas partes. Los numerosos eslóganes escritos en vallas publicitarias improvisadas atestiguan que la determinación de organizarse para no limitarse a una simple denuncia de la injusticia y la violencia está intacta. No nos vamos a rendir. No hay vuelta a la norma masculina. Con o sin virus de la coronación, ¡estaremos allí! ¡El cambio es ahora!

MMM Suiza: la determinación de organizarse para no limitarse a una simple denuncia de la injusticia y la violencia está intacta.

La pandemia de Covid-19 no disminuye nuestra voluntad de resistir para vivir, ni nuestra determinación de caminar para transformarnos! Debido a la pandemia del Covid-19, el cierre de la 5ª Acción Internacional de la MMM el 17 de octubre de 2020 no podrá adoptar la forma prevista inicialmente para una actividad internacional en la frontera entre Guatemala, Honduras y El Salvador en la región de las Américas y, en el caso de Europa, una movilización feminista en la frontera franco-italiana de Menton-Vintimilla para denunciar las políticas migratorias asesinas. Pero no vamos a abandonar este proyecto, porque la industria del muro contra la que luchamos es más asesina que nunca. Las transnacionales sobreexplotan a los trabajadores y destruyen sus vidas.

Derribar todos los muros

Millones de personas se lanzan al camino del exilio con la esperanza de escapar de la guerra, el hambre y la violencia. Nada ni nadie se ahorra para salvar el beneficio de una minoría (1%) que domina el mundo (99%). La pandemia agrava la situación, pero también agudiza nuestra voluntad de resistir y luchar para derribar todos los muros que se levantan contra los derechos de las mujeres y los pueblos. La nueva agenda y la forma de nuestra acción en las fronteras se aclarará tan pronto como las reuniones internacionales sean nuevamente posibles. Mientras tanto, multiplicaremos las acciones en diversas formas para denunciar las políticas de criminalización de la movilidad, encarnadas en los cierres de fronteras, cuyos efectos nocivos son particularmente perjudiciales para las mujeres y las personas LGBTQI+ que están en camino al exilio.

Todas las personas y organizaciones que tengan propuestas o que estén interesadas en estas acciones pueden contactarnos escribiendo a info@marchemondiale.ch para quienes viven en Suiza toutesauxfrontieresfr@gmail.com para quienes viven en Europa.

Informe enviado por MMM Suiza

¡Resistimos para vivir, marchamos para transformar!
Boletín de Enlace – Julio 2020